miércoles, 24 de mayo de 2017

ENTREVISTA A JULIO MONTEVERDE (II)



Julio Monteverde, poeta



Siempre he tenido la impresión de que algunas piedras nos miran al pasar.


Estoy solo y no hay nadie en el espejo, anunció Borges. Acaso porque el espejo despista, concentra la atención en lo conocido, nos devuelve lo que la memoria recuerda desde la niebla de su mirada. Pero el espejo es un tránsito al otro lado, al matiz, a lo que subyace y no es aparente. El espejo nos habla de un otro no siempre visible, pero que está. Basta atravesar ‘El pasillo de espejos’ (Ártese quien pueda ediciones) convocado por Julio Monteverde para darse cuenta de ello.
Lanuda.

miércoles, 17 de mayo de 2017

ENTREVISTA AL ESCRITOR JUAN GÓMEZ BÁRCENA



Entrevista al escritor 
Juan Gómez Bárcena


“El regreso es siempre una forma de muerte”



Tiene un modo de escribir tan fluido y exacto (si es que se puede hablar de exactitud literaria) que interpela al lector con la caricia del artesano. Juan Gómez Bárcena (Santander, 1984) es una apuesta segura siempre. Cuenta lo que inquieta (el asunto de la identidad, del tiempo y su ciclo, del tiempo como modo esférico sin brecha alguna, de lo que no se cuenta y queda en suspenso) y el modo en que relata seduce (acaricia). La última novela ‘Kanada’ (Sexto Piso) nos propone la historia de un superviviente del Holocausto nazi.

martes, 9 de mayo de 2017

ENTREVISTA A LA ESCRITORA SARA MESA


Entrevista a la escritora Sara Mesa


Me interesa particularmente cómo se reparte el poder cuando falta aire.



Sara Mesa (Madrid, 1976) escribe sobre personajes raros, insólitos, inquietantes, tarados, excéntricos, enfermos, alienados, perturbados. Hay poco espacio entre ellos y el lector, así que leer a Sara Mesa exige contacto. El contacto con lo otro, con lo que no solemos mirar, con aquello sobre lo que nos cuesta reparar. Reparar en ese otro es rendirse cuentas a sí mismo, al fin y cabo. En 2011 publicó ‘Un incendio invisible’, en la Fundación José Manuel Lara, novela que ahora rescata Anagrama y la devuelve al anaquel de novedades de las librerías. Espléndido texto este, profundamente anómalo, todo él. Se celebra.

viernes, 14 de abril de 2017

ENTREVISTA A EUGENIO CASTRO



Eugenio Castro, poeta



Si algo tiene la poesía es 
que tiende a una disolución paulatina del yo.





‘El gran boscoso’ es un continuo incendio, una conjugación incierta pero palpable que prende un mosaico de afinidades en quien se interna en él. Uno se entrega en el tono que preside (por momentos elegiaco, voluptuoso, por momentos alucinado, instintivo) y queda emboscado en él. Es frondoso y desnudo, nocturno pero luminoso en salmo profano. ‘El gran boscoso… es eso’ (La Torre Magnética) reúne la poesía de Eugenio Castro (Toledo-Las Herencias, 1959).

‘El gran boscoso’ ¿es el olvido de sí, la desposesión de uno mismo en tanto que va mutando de forma continua…, es eso?
Pienso que la poesía, a aquel que se encuentra con ella y establece un vínculo que no sea de posesión, le debe desposeer, sacarle en la mayor medida posible de sí mismo. Esto no quiere decir anularle o restarle la identidad, pero sí quebrar la identidad como hecho fijo. Si algo tiene la poesía es que tiende a una disolución paulatina del yo, de ese yo que se sobrepone en uno hasta el punto de convertirlo en un perfecto imbécil. Erosionar el yo, fragmentarlo, reconvertirlo en mil yoes con los cuales uno puede regresar habiendo abandonado esa figura bastante fatal.

lunes, 13 de marzo de 2017

"Exit. Ideologías de la crisis" de Tomasz Konicz




Necesitamos algo más que hombres postulados como probables para combatir los tiempos que llegan. La lucha se está incubando en otro lado, que apenas si sospechamos. No hay alternativa al capitalismo (de momento) pero hay otra manera de vivir. Y para poder ejercer los estrechos márgenes de libertad, hay que saber. Estar informados no es suficiente, pero resulta de capital importancia. Por eso libros como ‘Exit. Ideologías de la crisis’ (Enclave), del periodista alemán Tomasz Konicz resquebraja la dócil tranquilidad que nos inoculan los medios de comunicación canónicos.

‘Exit’ propone una lectura vehemente pero objetiva sobre los peligros de este tiempo. “le tocaron, como a todos los hombres, malos tiempos en los que vivir”, escribió Borges. Tal vez ninguna época fue la mejor de las posibles, pero desde luego la nuestra, ya tentado el XXI, se presenta como irrevocablemente fatal. No son ganas de ser agoreros, pero hay que estar preparados. El capitalismo, heridos por estas últimas crisis, prepara su venganza. El estancamiento permanente, lo denomina Konicz. Más gráfico, aún: el capitalismo como religión secularizada.

jueves, 9 de marzo de 2017

ENTREVISTA A PABLO CEREZAL


Pablo Cerezal, escritor y guionista

La música industrial enfrenta al oyente a sentimientos fáciles 
de albergar pero difíciles de expresar.


La dispersión de algunos ‘obreros especializados’ de ‘Aviador Dro’, originó un extraño, incómodo, y persistente grupo en los márgenes de ‘La Movida’: ‘Esplendor Geométrico’. Tomando un verso del poeta futurista Marinetti, sintetizaban su ideario. Casi cuarenta años después de su formación, el grupo sigue en activo, aunque en nuestro país su nombre sea ubicado por unos pocos. Para esos pocos, y para todos cuantos estén interesados en profundizar en la música industrial y el arte de vanguardia, llega a las pantallas Geometría del esplendor, dirigido por José Ramón da Cruz. El mismo da Cruz, junto a Pablo Cerezal, firma el guion de este largometraje documental.


martes, 7 de marzo de 2017

LEOPOLDO MARÍA PANERO Y "EL CIERVO APLAUDIDO"

'El ciervo aplaudido' 
o el desesperado verso de Panero


Hay un azar en cada vientre y niebla en los títulos de crédito. Nunca se entiende nada del todo, ocurre siempre. Se escribe para contarse a otro desde el silencio, para comprobar que se existe en ciertos momentos, se escribe por no ahogarnos en un trago de arena que seque los labios.
Para esto se escribe, para confirmar que el corazón astillado tuvo forma de astro y movimiento en órbita escrita al trazo, con vuelo falciforme. Se escribe por esto.
Para que otro nos llegue por entre los espacios y se nos quede dentro, tendiendo una palabra infinita de su rastro a nuestro abrazo. Para que exista el abrazo, se escribe. Para que el amado no olvide cuánto y cómo lo hemos amado. Para no olvidar que también fuimos amados. Para contemplar de nuevo aquello que nos conmueve, para restaurar lo que se pierde y nos hace viejos, para rescatar el contorno de un camino que nos lleve al otro lado.
Para preservar lo dado. Para que sea posible el milagro de dar lo que no se tiene a quien no es.